Make your own free website on Tripod.com
Documento también disponible en:
http://www.ifla.org/IV/ifla65/papers/008-106s.htm
 
 
 


*    

65th IFLA Council and General 
Conference

Bangkok, Thailand, 
August 20 - August 28, 1999 



 
 

Llegar a los usuarios multiculturales en las bibliotecas: algunas reflexiones y ejemplos de Suecia 

Maud Ekman 
Librarian at the City and County Library

Eskilstuna, Sweden 


Paper

"Llegar" -- ¿qué significa realmente esto en términos bibliotecarios? El primer paso es estar disponible para lo que la gente necesita en el momento adecuado - ser una fuente de crecimiento personal en el centro de una sociedad democrática - un lugar para la integración y la comprensión en un mundo demasiado segregado. El derecho a la información y al conocimiento ha ido haciéndose más y más importante a medida que la diferencia entre ricos y pobres crece -y entre quienes tienen acceso al conocimiento y quienes no lo tienen. Las bibliotecas construyen la infraestructura para la democracia y la igualdad en la sociedad. 

En Suecia tenemos una larga tradición de bibliotecas públicas y una red desde las bibliotecas nacionales, via bibliotecas de condado, hasta las bibliotecas de cada municipio. Los setenta fueron un tiempo de expansión de la sociedad del bienestar y las actividades de biblioteca para grupos en situación de desventaja fueron sólidamente establecidas. En aquel tiempo empezaron los servicios bibliotecarios multilingües, y ahora forman parte de los servicios regulares garantizados por la Ley sueca de Bibliotecas de 1997. Las normas varían, no obstante, y existe una constante necesidad de mantener en la agenda esas cuestiones, por cuanto los recursos de la comunidad pública están mermando. Ahora describiré lo básico de la biblioteca multicultural, seguido de ejemplos de trabajo exitoso, sobre los que puede leerse más en el libro The Library at the Centre of the World, publicado por la Asociación Bibliotecaria Sueca. 

Hoy día, en Suecia, más de uno de cada diez habitantes tiene origen extranjero. Están en parte concentrados en las principales ciudades, Estocolmo, Goteborg y Malmoe, donde, en algunas áreas suburbanas, la mitad de la población es de origen extranjero. En ciudades industriales de tamaño medio, como Eskilstuna, Boraas y Vasteraas, aproximadamente uno de cada cinco es de origen extranjero, pero hoy día refugiados procedentes de zonas en conflicto de todo el mundo han hecho su hogar en muchos lugares por toda Suecia. 

Edificios y personal de biblioteca

Cada biblioteca es -o habría de ser- la entrada a los recursos bibliotecarios de la comunidad más cercana y, desde luego, del país entero. El edificio de biblioteca debería tener una localización central y ofrecer un entorno acogedor. La biblioteca municipal central es importante porque ofrece la posibilidad de tener una variedad mayor de materiales en diferentes lenguas --no olvidar la importancia de las pequeñas bibliotecas del vecindario, donde la gente vive. Esas pequeñas bibliotecas son necesarias, especialmente para los niños y la gente mayor, ya que les ofrecen un abanico más reducido de materiales, adecuado a las necesidades específicas del área. 

Las instalaciones habrían de indicar claramente que la gente de todas las edades, de todas las formas de vida, de todas las lenguas y religiones es bienvenida. El visitante habría de sentir que la biblioteca es un lugar tanto para el conocimiento como para la fantasía, para el ocio y la inspiración, gratuito, libre de demanda, libre de anuncios comerciales, una isla de bienestar. Habría de haber algo inspirador para mirar --una obra de arte permanente que te haga sentir en casa-- y también algo más, como pequeñas exposiciones temporales que abren tu mente a nuevas impresiones. 

¿Cómo acoge el personal a los visitantes? ¿Estamos suficientemente implicados y abiertos a las preguntas del cliente? ¿Estamos preparados para seguir al cliente por el camino que lleva de la información al conocimiento? El trabajo de biblioteca es (y continuará siendo por bastante tiempo) escoger, organizar, sistematizar y intermediar. No es algo como sólo dar información --tienes que involucrarte como ser humano en el proceso de comunicación. 

Si tienes que llegar a alguien que no está acostumbrado a usar bibliotecas, has de dar apoyo, alentar y mostrar las posibilidades. Eso requiere conocimiento, no solamente de los sistemas y materiales bibliotecarios, sino también de los seres humanos, la sociedad y el patrimonio de la vida humana, todo lo cual está en la biblioteca para tí. Tener personal bilingüe es, desde luego, excelente, pero quizás solamente posible para los grupos lingüísticos más amplios representados en la comunidad. Deberían existir instrucciones políticas sobre esto --dudo que, de otra manera, se pueda realizar a mayor escala. 

Los materiales y la técnica bibliotecaria

¿Existen algunos materiales de interés para el usuario multicultural así que él o ella entra en la biblioteca? ¿Qué lenguas se hablan en la zona? Los media han de estar relacionados con las necesidades de los usuarios de la biblioteca, y si no tienes personal bilingüe habrías de montar una red de asesores de entre los diferentes grupos de lengua. ¡También tienes que luchar por el derecho a comprar media en otras lenguas en una proporción equitativa con las necesidades de los usuarios! 

Las peticiones más frecuentes son de diarios y revistas, hoy día ampliadas por el acceso a noticias en Internet. Esto convierte la biblioteca en un espacio cotidiano para muchas personas que, a partir de ahí, descubrirán que la biblioteca está ahí para tí cuando la necesitas. Los media en otras lenguas pueden ser de contenido muy diferente, de acuerdo con el tiempo que cada grupo lingüístico lleva habitando en la comunidad, con la estructura de edad del grupo y con sus intereses. En Suecia, la minoría más amplia, con mucho, es la finlandesa. Para ellos es ahora importante ajustar los servicios a las necesidades de las personas mayores, sin olvidar los intereses de la segunda y tercera generaciones que intentan mantener su lengua materna. La provisión de otros materiales como música, libros parlantes y vídeos es importante --tanto para los mayores como para la segunda y tercera generaciones con intereses en su origen cultural, pero con una lengua menos fluída. Para grupos lingüísticos más recientes, por ej. del Oriente Medio, domina el interés por la política y la sociedad. Desde luego es esencial proporcionar diferentes puntos de vista. Las cuestiones religiosas, ligadas tanto a la política como a la sociedad, también son solicitadas, así como libros prácticos sobre medicina, sexo, cuidado de los niños, cocina y belleza, para citar unos pocos. 

Las técnicas modernas que permiten acceder a Internet y a diferentes bases de datos amplian la gama de servicios disponibles incluso en las bibliotecas más pequeñas. De cara a proporcionar acceso igualitario a la información necesitas ofrecer formación para principiantes, a menudo mujeres y gente mayor, de manera que no se queden atrás cuando los hombres jóvenes ocupen las máquinas. Los grupos minoritarios tienen menos acceso a los ordenadores en sus casas. Si la biblioteca ofrece las herramientas para que la gente adquiera conocimiento informático elemental, también proporciona acceso a la información que podría necesitarse para una buena calidad de vida. 

La comunicación con la sociedad del entorno

Hay una biblioteca; hay personal; hay materiales y técnica que ofrecer, pero ¿cómo encuentra la gente de la comunidad cercana esas facilidades? La pista es, desde luego, acercarse con la información a donde está la gente: a las escuelas donde los recién llegados estudian sueco, a los jardines de infancia, a los hogares de ancianos, a las oficinas de inmigración y a las organizaciones de inmigrantes. Los invitas a la biblioteca, les muestras las instalaciones y abres un diálogo sobre necesidades y preferencias. En cada grupo lingüístico encuentras personas con influencia e instrucción; pide su opinión, invítalos a realizar una exposición sobre un asunto importante, organiza una charla o discusión. Si organizas algo así, tal vez una o dos veces al año, pronto tendrás otros grupos esperando su turno. Si tienes éxito, la información boca a boca es muy rápida entre los grupos minoritarios. 

Podrías tener una celebración del Año Nuevo chino y una redacción escolar, una exposición de fotos de Oriente Medio y la vida de la minoría kurda junto con una conferencia sobre la historia y el futuro de un conflicto político en la zona, como tuvimos nosotros en Eskilstuna. Ofreces las condiciones necesarias para un lugar de encuentro abierto, una encrucijada para gente con ideas que les permita hacer oír sus voces. De esta manera inicias nuevos contactos dentro de los grupos y la biblioteca se convierte en una palestra para lo que haya en la agenda en la comunidad local, abriendo el camino hacia la sociedad y hacia el resto del mundo. 

En Rinkeby, el suburbio multicultural de Estocolmo, hay un gran acontecimiento anual, la Feria Internacional del Libro, donde los editores y los autores de otras lenguas se encuentran con sus lectores. Los autores inmigrantes traducidos al sueco también hacen apariciones públicas y hacen visibles sus recursos a la sociedad sueca. En el futuro, enriquecerán la literatura sueca, como es el caso hoy día en la literatura inglesa con autores que tienen origen africano, indio y chino. 

También en Rinkeby tiene lugar el exitoso proyecto "Hijos de Abrahán". Personal de la biblioteca y de las escuelas trabaja conjuntamente con el patrimonio común procedente de la tradición judía, del cristianismo y del islam. La creatividad, la lectura y la narración de cuentos resultan, en muchas maneras, en una comprensión mutua. Otras formas de promoción de la lectura y de escritura creativa tienen lugar en Rinkeby, así como en muchas otras comunidades en Suecia. El propósito es reforzar las capacidades de lenguaje, tanto entre los niños inmigrantes como entre los otros. Escribir tus pensamientos y recuerdos, leer libros adecuados a tus capacidades e intereses -en la lengua que prefieras- promueve la autoestima y el deseo de aprender. 

Tanto los niños como los adultos que estudian podrían necesitar ayuda para superar dificultades, especialmente si estudian en una segunda lengua nueva. La biblioteca lo más seguro es que no tenga bastante personal para esa ayuda extra, pero quizá se pueda contactar trabajadores voluntarios, como estudiantes o ciudadanos mayores, que disfruten ayudando a los demás en la biblioteca. Varios ejemplos exitosos de ello se pueden encontrar en las bibliotecas suecas, por ej. en Tensta, un suburbio de Estocolmo. 

Es preciso no olvidar a los jóvenes adultos cuando trabajamos con más grupos fáciles de contactar. En este estadio importante de la vida, cuando la personalidad de la gente joven y su futuro se están formando, la biblioteca habría de proporcionar recursos para hacer frente a sus necesidades. Si la biblioteca inicia un servicio de información juvenil, la gente joven puede encontrar un tercer interlocutor para hablar, entre los padres y la escuela. En Eskilstuna, UngInfo juega ese papel y ayuda a la gente joven a encontrar su propia vía de acceso a la sociedad "por encima del umbral". Los de origen extranjero quizá necesitan esta ayuda más que otros, y el enfoque internacional de cuestiones que conciernen el trabajo y los estudios de la gente joven beneficia su autoestima incluso si ellos mismos escojen permanecer en su nuevo país. Para hacer que tenga éxito esa información juvenil necesitas construirla en cooperación y con la participación de gente joven. Quizá sea este el modelo para todo trabajo de biblioteca exitoso: implicar al grupo destinatario de una manera u otra. Pero esa noticia no es nueva, como puede decirse siguiendo el antiguo proverbio chino: 

"Cuéntame y olvidaré. Trabaja conmigo y sabré. Implícame y entenderé."

La lengua materna y la nueva lengua

¿Por qué es tan importante tener materiales de biblioteca en la lengua hablada por las minorías? ¿No deberían aprender cuanto antes a hablar la lengua mayoritaria? Desde luego, la nueva lengua es la clave para integrarse en la sociedad, para estudiar y para trabajar. Pero la lengua materna es tu corazón y tus sentimientos, la clave para contactar con tu origen y con el futuro de tu patria, la clave para contactar entre padres, abuelos e hijos. Saber más de un idioma es un beneficio tanto para el individuo como para la sociedad. Un buen conocimiento de tu lengua materna no te impide aprender una o varias nuevas lenguas -al contrario, ¡lo hace más fácil! Con fuertes raíces en tu propia lengua puedes, no sólo desarrollar muchas bellezas en otros idiomas, sino también disfrutar de tu lengua materna como de tu propia joya personal. 

Para la gente mayor de origen extranjero la lengua materna es esencial. Quizá nunca aprendieron la nueva lengua, e incluso si realmente adquirieron en ella una buena capacidad, tienden a olvidarla a medida que se hacen mayores y pueden incluso perderla completamente. La biblioteca ha de ser consciente de ello cuando lleva libros a domicilio para los mayores y en los servicios de "libros sobre ruedas". La calidad de vida -y a veces la diferencia entre salud y enfermedad- depende mucho de la posibilidad de hablar y recordar, de leer y escuchar tu lengua materna. Como dijo el escritor lapón Paulus Utsi: 

"Nada está arraigado en el ser humano
tan profundamente como la lengua materna,
liberando nuestros pensamientos, 
expandiendo nuestros sentidos, 
serenando nuestra manera de vivir."

Puede parecer irónico, pero una de las mejores formas de dar información sobre los recursos bibliotecarios en otras lenguas es invitar a grupos de gente que estudia sueco a visitar la biblioteca y aprender sobre ella como un todo. Como ellos son recién llegados en la sociedad, pronto encuentran útil volver a ese lugar abierto. A medida que pasa el tiempo, sus necesidades cambian y ellos descubren que en la biblioteca hay algo para cada etapa de la vida. 

Conclusión

No hay atajos para llegar a los usuarios multiculturales en las bibliotecas. Requiere trabajo duro a todos los niveles, incluyendo la política bibliotecaria global sobre el papel de la biblioteca en la sociedad y en democracia. Requiere un compromiso personal por parte del staff e implicación por parte de los usuarios. Requiere conciencia de que el conocimiento es el fundamento de la sociedad igualitaria y de que el derecho a la información es una condición para el searrollo humano dondequiera que uno viva. Trabajar en una biblioteca y tomar parte en ese proceso es un privilegio. Mi contribución es compartir mi experiencia de la importancia de alimentar la supervivencia de las lenguas minoritarias. Citaré al autor Antti Jalava, de origen finlandés, quien durante su infancia en Suecia perdió su lengua materna y luego la recuperó. 

"La lengua finlandesa es mi piel, mi aire, mi nevada, mi cólera y mi tristeza. Es la lengua que cura mis más profundas heridas, y en la cual expreso mis sentimientos. El finlandés es el verdadero origen de lo que yo soy." 

Maud Eckman
Bibliotecaria - Biblioteca de la Ciudad y Condado de Eskilstuna, Suecia.

Referencia:

La biblioteca en el centro del mundo
publicado por la Asociación Sueca de Bibliotecarios y el Grupo Btj, Lund, Suecia, 1999. 

Traducción al español: Angels Massísimo

*    

Latest Revision: July 29, 1999 Copyright © 1995-2000 
International Federation of Library Associations and Institutions
www.ifla.org